Trastornos facticios

Trastornos facticios

Los trastornos facticios se caracterizan por la simulación o fabricación de síntomas de orden somático o psicológico. En otras palabras, quien padece de este trastorno finge tener una enfermedad física o mental, lo cual lo lleva a asumir comportamientos de padecimiento de la misma como quejas, dolor, sangrados, desmayos. Además, en la mayoría de casos la persona se autolesiona o realiza actos que atentan contra su salud, actos tales como golpearse, lacerarse, ingerir alimentos en descomposición, etc.
Para que lo anterior sea considerado como trastorno y no como simulación, es importante evidenciar que no existan incentivos externos que justifiquen estos comportamientos. En los trastornos facticios no se presenta ningún factor motivante externo como, por ejemplo; ganancia económica, evitar responsabilidades penales, etc. Quien padece de algún trastorno facticio ignora las motivaciones que lo llevan a tomar dichos comportamientos.

Existen varios tipos de trastornos facticios, el más común de ellos es el denominado síndrome de Münchhausen, en el cual predomina la simulación de síntomas de orden físico, donde la persona finge tener síntomas para lograr atención medica.

Otro tipo de trastorno dentro de esta categoría es el "trastorno facticio aplicado a otro" el cual consiste en que un sujeto trata e induce a que sea otro el que asuma el papel de enfermo. Este en la mayoría de casos se da padre o madre (victimario) hacia sus hijos (víctimas), en casos como estos siempre se diagnostica al victimario y no a la víctima.

Se ha evidenciado que este tipo de trastornos tiene una recurrencia intermitente, y por lo general el inicio del mismo se da a comienzos de la vida adulta.



Síntomas 


Los síntomas más comunes en los trastornos facticios son:

- Simulación de síntomas físicos o psicológicos.
- Autolesionarse o atentar contra la propia salud.
- El individuo actúa frente a los demás como un enfermo real.
- No hay evidencia de motivaciones para los comportamientos anteriormente descritos.

Diagnóstico:


Para el diagnóstico de este tipo de trastornos el profesional tendrá en cuenta los siguientes criterios:

- Evidencia de la simulación de los síntomas de alguna enfermedad.
- Ausencia de recompensas externas.
- Numero de episodios
- Descartar que los comportamientos no se expliquen mejor mediante otro trastorno.



Trastornos facticios Trastornos facticios Reviewed by PsicoCultura on 15:23 Rating: 5

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.