Neuropsicología de los zurdos


Neuropsicología de los zurdos

Naturalmente un ser humano nace con la predominancia de una parte del cuerpo, que le permite hacer uso más constante del lado que prevalece, sin embargo hay una gran diferencia teniendo en cuenta que son mayoría las personas con el predominio del hemisferio izquierdo del cerebro y el lado derecho del cuerpo (contra lateralidad)  llamados “diestros” o “derechos” y los “zurdos” o “izquierdos”, con el predominio del lado derecho del hemisferio cerebral y el lado izquierdo del cuerpo.  se estima que éste último grupo son alrededor del 10% que extrapolando este número a la población mundial podríamos hablar de unas 500 a 600 millones de personas, por tanto en una condición minoritaria de aproximadamente una de cada diez personas, conllevó a que se reforzaran los prejuicios que asocian la zurdera con connotaciones morales negativas, creencias erróneas, prejuicios infundados o mitos alrededor de los zurdos.





Cuando se hace referencia a la palabra zurdo, a raíz de las creencias culturales se nos vienen a la mente palabras como: torpe, inútil, poco fiable incluso la etiología latina de la palabra zurdo  procede de “sinester”, que significa oscuro y poco fiable. Ninguna cultura ni religión se libra de las connotaciones negativas hacia los zurdos, inclusive existen escritos que hablan de ellos desde antes de Cristo, en dónde por ejemplo las personas realizaban la orientación utilizando su cuerpo, extendiendo el brazo derecho en dirección al sur quedando el brazo izquierdo en dirección al norte, esto llevó a que la mano derecha siempre fuera tomada como la correcta , la que guiaba, la que iluminaba el camino y la directa; mientras que la mano izquierda paso a ser la equivocada, la torcida, la oscura, el lado malo. De allí en adelante se comenzaron a transmitir prejuicios culturales, hasta llegar a los más comúnmente escuchados, “que los zurdos viven menos que los diestros”, “los zurdos tienden a enfermarse más que los diestros”, “que los zurdos son más inteligentes que los diestros”, “que tienen otras habilidades” entre otros prejuicios o mitos que a pesar de haber sido desmentidos mediante investigaciones aún siguen infundados en nuestra cultura.


Si bien es cierto, en su mayoría los utensilios o instrumentos desde tijeras, cuadernos, lápices, hasta vehículos, están diseñados para diestros por ser mayoría de población; esto genera que sea un poco más difícil la adaptación para el zurdo, llevándolo inclusive a problemas en las maniobras más complicadas y un estrés más constante debido a la necesidad de adaptarse a una sociedad diseñada para diestros.

En cuanto al desarrollo y funcionamiento cognitivo o de personalidad, no hay ninguna diferencia significativa entre diestros y zurdos; si bien hay estudios que afirman algunas condiciones asociadas a la zurdera, por ejemplo, el incremento de psicopatologías o algunas enfermedades.  En lo anteriormente dicho, podríamos estar hablando de un subgrupo de zurdos que no representan a la mayoría de población y que posiblemente el incremento de dichos resultados no se deba a su condición de predominio del lado izquierdo, sino a variables como antecedentes genéticos, ambientales o daños cerebrales.


Por último, en cuanto a los zurdos hay diferente tipos:

Zurdos naturales o puros



suelen ser zurdos de origen genético, con predominancia de todo o  de la mayoría de las partes del lado izquierdo del cuerpo (ojo, oído, mano y pie) Generalmente este tipo de zurdos se aproximan al modelo de dominancia para el lenguaje de los diestros, es decir, suelen tener con mayor frecuencia los centros del lenguaje localizados en el hemisferio izquierdo y su rendimiento cognitivo también se aproxima al de los diestros, sin que existan diferencias significativas en tareas verbales ni espaciales (Portellano, 2005).


Zurdos  orgánicos

 Son zurdos que la dominancia del lado izquierdo no se debe a antecedentes genéticos sino ambientales como daño cerebral precoz, diestros que han perdido la funcionalidad de la mano derecha, recurriendo a la mano izquierda y los ambidiestros en donde predomina la mano izquierda. Su modelo de dominancia cerebral para el lenguaje es más variable, aunque abundan más los casos de lateralización del lenguaje en el hemisferio derecho o en ambos hemisferios, ya que se estima que los zurdos que han sufrido lesiones cerebrales tempranas tienen tres veces más posibilidades de tener los centros del lenguaje en el hemisferio derecho. Su rendimiento cognitivo tiende a fluctuar, aunque en los casos en los que se constata daño o disfunción cerebral suelen presentar mayores problemas, especialmente en tareas de contenido espacial (Portellano, 2005).

Zurdos contrariados

 Personas que al inicio de su desarrollo fueron forzados a utilizar el lado derecho de su cuerpo en especial mano y pie, a pesar de que tenían un predominio de la mano izquierda, en estos casos suelen ser sus cuidadores quienes los obligan a adoptar dichas conductas debido a los prejuicios que tienen hacia los zurdos. En este tipo de zurdos se pueden presentar problemas en cuanto a la escritura, con posibles reacciones desadaptativas, aunque  el desarrollo cognitivo es muy similar al de los diestros.




Autora:
Kelly Johana Castrillón. Psicóloga Egresada de la corporación Universitaria Minuto de Dios

Bibliografía
Portellano, J. (2005). Introducción a la neuropsicologia. 1st ed. españa, pp.181-186.

Neuropsicología de los zurdos Neuropsicología de los zurdos Reviewed by PsicoCultura on 11:47 Rating: 5

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.